miércoles, 24 de mayo de 2017

¡Qué bueno y qué grande es Dios,
que nos ofrece el corazón de María como si fuese el suyo!.
¡Qué bien conoce nuestras miserias
cuando nos pone ese puente que es María!.

San Rafael Arnaiz