viernes, 17 de marzo de 2017

La frecuente confesión cura y fortalece el alma en el servicio de Dios 

(San Felipe Neri)