jueves, 23 de enero de 2014

DERECHO A MORIR DIGNAMENTE

Anoche mi madre y yo estábamos sentados en la sala hablando de las muchas cosas de la vida...
Entre otras... estábamos hablando de la vida y de la muerte...

Le dije:
"Madre, nunca me dejes vivir en estado vegetativo, dependiendo de máquinas y líquidos de una botella, si me ves en ese estado, desenchufa los artefactos que me mantienen vivo y tira los líquidos de los cuales dependa, prefiero morir".

Entonces, mí madre se levantó y me miró con una cara de admiración que yo nunca le había visto...y me desenchufó: el televisor, el DVD, el ordenador, el Ipod, la XBOX y me tiró el aguardiente, el ron y todas las cervezas ....


íCASI ME MUERO!!!