miércoles, 7 de noviembre de 2012

Día de la Encarnación



En día de la Encarnación fuimos un grupo de personas para concentrarnos frente de una “clínica” abortiva; no éramos muchos porque la gente es cobarde. Nos presentamos solo siete personas, pusimos la mesa donde había información y  empezamos a para a la gente para que se enterará de lo que estábamos haciendo.
Estaba yo sentado en silla de ruedas; me había colgado un cartel en el pecho diciendo:

AQUÍ ME HUBIERAN ABORTADO
¿DONDE ESTA MI DERECHO A VIVIR?
AMO LA VIDA

Las personas que pasaban no sé que pensarían al verme pero creo que di un testimonio.
Animo a todos a que digamos las cosas que pensamos en público y no tengamos miedo a que nos señalen, o que nos miren con malos ojos.